Abella follando una polla negra

Abella hace tiempo que se siente sola y después de tener una cita con un amiga conocido por Internet decide darse un capricho y follar una polla negra. Es algo que le falta por probar y sabe que el placer que se puede llegar a tener así que se lanza al ataque, conquista a su amigo y Abella se folla a una polla negra. Siente un poco de dolor al follar con una polla negra por el tamaño pero pronto este es menguado por el placer y los orgasmos que va teniendo mientras Abella se folla una polla negra.